Blog

Descubre el poder de la Vitamina C sobre tu PIEL

Seguramente ya has escuchado acerca de los beneficios que la vitamina C tiene sobre la piel; siendo considerada como un potente antioxidante y anti-edad, con una alta capacidad para mejorar arrugas y lineas finas, así como para reparar y proteger del daño inducido por el sol.

Y muy seguramente eres un poco escéptico, pues el mercado está lleno de productos de belleza a base de vitamina C, con ofertas similares y que prometen ser el milagro y secreto para una juventud eterna.

Por eso he decidido escribir lo más importante que debes de saber sobre la vitamina C e incluso te voy a dar una lista de mis productos favoritos:

La biología de la vitamina C:

La forma biológicamente activa de la vitamina C, es el ácido L ascórbico y es como lo encontrarás normalmente en los distintos productos de belleza.

Es el antioxidante más común que existe en nuestra piel, aunque también se encuentra en el resto del cuerpo, siendo esencial para mantener la salud del sistema inmunológico, circulatorio, músculo-esquelético y en el proceso de reparación de heridas.

A pesar de jugar un rol tan importante, nuestro cuerpo no puede producirla ni almacenarla, por lo cual debemos adquirirla diariamente por medio de la dieta (cítricos, vegetales verdes, fresas, papaya y brócoli, entre otros). Sin embargo, la absorción de la vitamina C en el intestino es “limitada y finita”, es decir, la absorción será la misma independientemente de la dosis una vez que se hayan alcanzado los requerimientos. Por ejemplo, si ya obtuviste la dosis necesaria de la dieta, todo aquel suplemento adicional, será desechado por el cuerpo y no tendrá utilidad.

Algo parecido ocurre en la piel, debido a que la vitamina C oral debe alcanzar la piel a través de los vasos sanguíneos después de haberse absorbido en el intestino (un proceso largo y complicado). Por algo se prefiere la aplicación por vía cutánea (crema, gel, suero), para alcanzar los niveles adecuados y lograr los efectos deseados.

La concentración ideal de ácido ascórbico en los productos de belleza es del 10%, mientras que las concentraciones mayores al 20% no ofrecen beneficios adicionales, ya que a partir de esta cifra (debido al mecanismo explicado anteriormente) ya no se absorbe más cantidad del antioxidante en la piel.

El problema principal de la vitamina C es que es una molécula muy inestable, y es difícil y costoso crear vehículos adecuados y con el pH óptimo para ser absorbida y aprovechada en la piel; por lo cual, la mayoría de las presentaciones comerciales disponibles en centros cosméticos y supermercados, son inertes y no dan ningún beneficio. En pocas palabras, no hay tal cosa como una vitamina C buena, bonita y barata.

Si deseas obtener las propiedades naturales y curativas de este potente antioxidante natural, deberás de invertir un poco.

 La piel se daña solo por el hecho de existir

Día a día, la piel es sometida a distintos retos a través de un lapso de vida normal, que actúan afectando su estructura, función y apariencia:

  • Deterioro por el proceso natural de envejecimiento, con pérdida de la elasticidad y formación de arrugas.
  • Exposición a los elementos, que conlleva a decoloración, resequedad y aceleración en la formación de arrugas.
  • Insultos químicos por exposición a productos de belleza y de limpieza (tintes, shampoos, geles, jabones, secadora, etc).
  • Daño directo: heridas, traumatismos, quemaduras.

Los efectos reales de la Vitamina C sobre la piel:

Múltiples estudios científicos han determinado que los niveles de vitamina C son menores en la piel envejecida y en aquella que está dañada por el sol (fotodañada). No se sabe con certeza si esto es causa o efecto. Lo que sí sabemos es que la exposición de la piel al estrés oxidativo (a través de contaminantes ambientales y la radiación UV) se asocian a depleción de vitamina C en la piel.

Es por eso que, en dermatología, se recomienda la aplicación diaria de vitamina C en la piel, a partir de los 25 años de edad, independientemente del tipo de piel.

Los beneficios del uso de vitamina C en la piel son evidentes desde el primer día:

1.- Promueve la formación de colágeno y elastina: principales proteínas que dan a la piel su elasticidad, fuerza, forma y firmeza.

2.- Neutraliza y remueve oxidantes (toxinas) de la piel, como los que se encuentran en contaminantes ambientales y posterior a la exposición solar (UV).

3.- Inhibe la formación de manchas y reduce las ya existentes, interfiriendo con el proceso de melanogénesis (producción de pigmento).

4.- Mejora la ultraestructura de las diferentes capas de la piel, llamadas en conjunto barrera cutánea organizándola de mejor manera, con la consiguiente mejoría en su función y con efecto antiinflamatorio (dermatitis atópica, psoriasis, acné).

5.- Reduce el acné, debido a su efecto en contra de Propionibacterium acnes (bacteria principal productora de acné) y al disminuir la oxidación de sebo en la piel.

6.- Estimula la reparación/sanación de las heridas.

7.- Previene el cáncer de piel, a través de la modulación a través de vías epigenéticas.

La vitamina C en preparaciones para la piel se puede encontrar sola o combinada con otros antioxidantes para potencializar sus efectos, los más comunes son la vitamina E y el ácido ferúlico.

A continuación te presento los productos estrella de Dermacaribe que ofrecen concentraciones adecuadas y formas estables de la vitamina C.

  • Serum 10 y Serum C+E (Vivierskin)
  • C- Bright (ZO)
  • C-Tetra (Medik8)
  • C-Vit (Sesderma)
  • CE Ferulic (SkinCeuticals)

Te invitamos a consultar con nosotros para atender tus necesidades dermatológicas y brindarte el tratamiento adecuado.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Dra. Martha Elena García Meléndez

Dermacaribe -Skin Specialists-

Playa del Carmen, Quintana Roo, México

megmelendez@gmail.com

November 22, 2017 Blog ,
About Dermacaribe